Me gusta la casi teatral El Sirviente, clásico de 1963 dirigido por Joseph Losey y protagonizado por un fantástico Dirk Bogarde en el papel de Barrett, un modélico mayordomo inglés contratado por un señorito de clase alta e indolente personalidad,  quien necesita del eficiente e impecable desempeño de Barrett tras haberse independizado recientemente.

Pero pronto la Barrettdependencia se agudiza, quedando el gentleman sin voluntad y a merced absoluta del mayordomo, convirtiendo la vida de su señor en un asfixiante  drama. Un ejemplo, extremo eso sí, de los problemas derivados de delegar cada vez más hasta el punto de no retorno, el punto en el que uno ya no es dueño ni de sus propias decisiones.

Uno de los mejores músicos de este país, Miqui Puig, hizo esta fantástica canción inspirándose en la película.  Espléndida y cautivadora, sin duda.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s