Michael Ritchie dirigió El candidato en 1972 y contó para su papel protagonista con Robert Redford, que interpreta a Bill McKay , un idealista abogado que es casi empujado a presentar una candidatura al Senado en California por el Partido Demócrata siendo sabedor de antemano de que lo tiene prácticamente imposible para desbancar al republicano Jarmon, que lleva dos décadas arrasando en las urnas.

Esta película, a pesar de ir camino de cumplir 40 años, sigue (lamentablemente) muy vigente, ha envejecido genial. Los equipos que rodean a los candidatos podrían ser perfectamente los de políticos europeos de hoy en día. Esta política típicamente estadounidense, vacía de contenidos pero llena de formas y mensajes cortos pero poderosos, ha contagiado las políticas de este lado del charco.

Más de uno de esos que llaman “asesores” habrá tomado notas viéndola,seguro. Son muy reconocibles las argucias de los equipos de comunicación que se encargan de que todo parezca lo que ell@s quieren que parezca. Otra cosa es lo real, que queda de lado. El objetivo es ganar las elecciones y luego…ya veremos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s